Enfoque funcional.


El comportamiento está asociado con ciertos otros acontecimientos. “Decimos que existe una relación funcional entre dos variables cuando, al tener lugar un cambio en una de ellas, se produce un cambio en la otra”.
Una relación funcional constituye el objetivo explicativo de toda ciencia, Y “una ley científica no es más que una proposición que da cuenta de la existencia de una relación funcional entre hechos observables. La misión de la ciencia es descubrir estas leyes, que permitirá la interpretación, predicción y control de los fenómenos naturales” (Bayés, 1974).
Los diversos principios conductuales han demostrado ser relaciones funcionales extremadamente poderosas, y poseen una enorme capacidad para predecir, interpretar y controlar la naturaleza, puesto que cuando existe una ley funcional que relaciona dos acontecimientos (X ó Y, por ejemplo) y se sabe el valor de X se puede predecir el valor de Y".
Las relaciones funcionales entre acontecimientos tienen su lógica común: si X entonces Y. Si ocurre el acontecimiento X ocurrirá el acontecimiento Y. El Análisis Conductual Aplicado, se propone reemplazar la noción más ordinaria de causa – efecto por relación funcional.
El ACA es funcional, en la medida que se procura relacionar una conducta a varios estímulos o viceversa y se formula la relación en forma de “una función”. Naturalmente no basta la mera descripción de las relaciones funcionales que guarda una conducta, sino hay que realizar una manipulación demostrativa de ellas, ó, siguiendo al propio Ribes (1975) "en un análisis funcional, se deben imponer controles necesarios para probar cuantas veces sea necesario la existencia de una relación determinada. No basta describir las relaciones mediante observaciones, sino que el análisis funcional ha de consistir siempre en una manipulación activa de los estímulos y conductas comprendidas en dicha relación”
En consecuencia hacer un análisis de las relaciones funcionales implica una demostración de las mismas, un control manipulativo dado que “una aplicación de los principios conductuales es un procedimiento de investigación para estudiar la conducta destinada a realizar descubrimientos: Lleva implícito su auto examen y su auto evaluación, lo que constituye su característica exclusiva. Todas las investigaciones conductuales son, pues, experimentales (Baer y Colb,1968).

Para el ACA, la conducta es la forma en que los organismo, considerados como un todo, entran en relación con su ambiente tanto externo como interno, y no se atribuye a causas hipotéticas, sino a causas orgánicas y ambientales. De esta manera, el diagnóstico conductual pretende identificar las condiciones bajo las cuales se desarrollarán las conductas inadecuadas y modificar dichas condiciones para alterar el comportamiento (Bijou y Grimm, 1975).  La evaluación es un proceso continuo, que incluye el diagnóstico inicial y una evaluación continua durante todo el proceso de intervención terapéutica. El diagnóstico es funcional y consiste en determinar las características conductuales del individuo, independientemente de su etiología, tal como veremos más adelante.

Por Psic Gerardo González Guadarrama

Comentarios