Análisis descriptivo. Primera parte




Aunque un análisis funcional es el único método de evaluación funcional que permite identificar la función de la conducta problemática, un número de clínicos e investigadores han intentado utilizar un análisis descriptivo con este fin (Desrochers, Hiles y Williams-Moseley, 1997, Ellingson, Miltenberger , Long, 1999, Kern, Hilt y Gresham, 2004).
El análisis descriptivo implica la observación directa del comportamiento en contextos naturales para recopilar información sobre eventos ambientales asociados a la conducta, en ausencia de manipulación experimental. Es decir, los análisis descriptivos identifican eventos que están correlacionados con la ocurrencia de alguna respuesta. A diferencia de los análisis experimentales, los análisis descriptivos permiten al investigador observar los comportamientos problemáticos en situaciones que normalmente ocurren en el entorno natural e identificar la covariación natural entre el comportamiento problemático y los eventos ambientales específicos. El análisis descriptivo permite realizar observaciones no controladas del comportamiento en condiciones naturales (Bijou, y col, 1968).  El análisis descriptivo se utiliza comúnmente como parte de una evaluación funcional integral de la conducta problemática, antes de realizar un análisis funcional experimental y tiene las siguientes características.
En primer lugar, debido a que los análisis descriptivos implican la observación directa del comportamiento en el medio natural, proporcionan un medio para recolectar las tasas de referencia del comportamiento problemático. Estas tasas pueden ser útiles para determinar la eficacia del tratamiento una vez que se desarrolle e implemente una intervención.
En segundo lugar, el aspecto de observación directa de los análisis descriptivos puede ser útil en el desarrollo de definiciones operacionales de la conducta, en lugar de confiar en el informe verbal de los cuidadores.
En tercer lugar, los análisis descriptivos pueden ser útiles para identificar antecedentes o consecuencias particulares que se incorporen a los análisis funcionales.

Cuarto, se ha argumentado que el análisis descriptivo puede usarse como un procedimiento de evaluación cuando no es posible el análisis funcional debido a la naturaleza del comportamiento objetivo (por ejemplo, una tasa extremadamente baja o un comportamiento problemático peligroso). 

Por. Psic. Gerardo González Guadarrama

Comentarios